Pan de molde rústico (Tierno y Resistente)



¿Os gusta el pan de molde con sabor a pan, al que puedes poner un filete o un huevo frito, patatas panaderas o pimientos fritos, incluso salsa y aguantan, absorbe los sabores pero no se deshace y encima está tierno y sabroso?

¡Qué pregunta más larga!

Los que habéis contestado que sí, seguid leyendo. Los que habéis contestado que no, ¡qué raritos sois!

Ya os habréis imaginado que si pregunto ésto es porque he encontrado la receta perfecta para hacer un pan así, yo le llamo pan de molde rústico.


Yo siempre había pensado en el pan de molde del tipo "enriquecido", con leche, mantequilla y un poco de azúcar, pero este pan de molde es un pan, pan. Agua, harina, levadura,  sal y ya está. Bueno ya está... en la receta original, pero yo añadí unas semillas crujientes, aunque pequé de discreta por no pasarme y la verdad es que admitía un poco más de cantidad.

A lo que iba, os dejo la receta, que cómo no, es del maestro, Ibán Yarza. Os cuento mi experiencia al prepararla por si os puede aportar algo y bajo os pongo el enlace con el vídeo del programa de Robin Food donde lo prepararon.

Pan de molde rústico


Ingredientes

Para el prefermento (lo hacemos el día anterior, sencillísimo y más rápido imposible)
300 g de harina de fuerza (de la que venden en el súper)
180 ml de agua
3 g de levadura fresca o 1/3 si es seca (liofilizada)
Para la masa
El prefermento que teníamos en la nevera
525 g de harina de fuerza
265 ml de agua
14 g de sal
20 g de levadura fresca de panadero o 1/3 si es seca (liofilizada)
3 o 4 cucharadas de semillas a nuestro gusto. Yo le puse un combinado de semillas de lino, girasol y calabaza con arándano rojo seco, almendras y miel. (Lo encontré en la sección de dietéticos del Corte Inglés)

Elaboración

El día anterior hacemos el prefermento, echamos la harina en un cuenco y deshacemos la levadura, añadimos el agua y mezclamos todo bien, no hace falta amasar, con que esté todo incorporado y no quede harina suelta, suficiente. Lo tapamos bien con un film y lo metemos en la nevera un día entero.

Para hacer la masa ponemos el prefermento a trocitos en un cuenco grande, añadimos la harina y las semillas con la levadura deshecha con la mano. Echamos el agua a 40º, importante para reanimar la fermentación porque el prefermento está muy frío.
Mezclamos en el cuenco y cuando esté más o menos la harina incorporada lo echamos sobre la encimera limpia y empezamos a amasar. Amasamos durante unos 10 minutos.

Yo suelo hacer las masas con la Thermomix, es cómodo, limpio y rápido, pero esta vez quería comprobar si amasar es tan tedioso como yo pensaba y ¡PARA NADA! He descubierto que no se ensucia tanto, no hace falta sudar y además relaja.

Tras el amasado dejamos que la masa se relaje durante 15 minutos tapada con un trapo.

Amasamos muy levemente para desgasificar la masa y dividimos la masa  para formar  cuatro bolas.

En dos moldes rectangulares, los míos no eran iguales, uno era más largo que otro, por lo que hice dos bolas más pequeñas y otras dos un poco más grandes, los engrasé con mantequilla y les esparcí un poco de semillas, luego  pincelé con mantequilla las bolas de masa y les puse un poco de semillas más. Coloca las bolas como veis en la fotos y las dejas fermentar tapadas durante una hora y cuarto.

A la izquierda, antes de la fermentación. A la derecha fermentada, antes de meter en el horno.

Hay que ir controlando la fermentación a partir de la hora, pues dependerá del calor del ambiente.
15 o 20 minutos antes de terminar la fermentación encendemos el horno con calor arriba y abajo a 220º.

Metemos nuestro moldes en el horno durante 20 o 25 minutos. Yo puse la bandeja a media altura y no saqué el pan para que se dorase por los lados.

Cuando sacamos el pan del horno lo dejamos unos minutos en el molde y luego lo dejamos enfriar sobre una rejilla.

Sé que es difícil, pero aguantáos las ganas de empezar a comerlo caliente, dejad que se enfríe y será más fácil cortarlo. Está buenísimo también en tostadas con algo dulce.

Pinchad aquí si queréis ver el  fantástico vídeo de Ibán Yarza con David de Jorge en Robin Food.


Aquí veis el pan con pimientos fritos y huevo frito en el mismo aceite. También hicimos hamburguesas con todo y el pan aguanta perfecto.


Nos vemos la próxima semana.



7 comentarios:

  1. Pues me apunto la receta Susana. Se ve perfecto. Si, también soy de las que le gusta con pimientos y huevo, y que aguante. Te ha quedado fenomenal. Un besiito guapa

    ResponderEliminar
  2. Me lanzo a por tu pan!!! Me super encanta!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias chiqui! Me alegro de que te haya gustado. Besos

      Eliminar
  3. Cuándo he comenzado a leer la entrada he pensado "pedazo de pan, qué miguita..." pero al ver las fotos del pan ya con los pimientos y el huevo, buaaaaah...una delicia!!! Estoy babeando!
    Besos

    ResponderEliminar
  4. Qué buenísima pinta tiene este pan!!!Me lo quedo porque lo tengo que preparar ya!!! De paso, me quedo por tu blog que acabo de descubrir. Biquiños

    ResponderEliminar
  5. Ummmm!!!! Me comía yo ahora mismo un sanwhich de de estos para almorzar!! Tiene que ser perfecto si tiene la consistencia del pan como dices.... Yo nunca he hecho una masa con levadura, pero mira, alguna vez tiene que ser la primera, y esta puede ser la receta ideal! Besitos

    ResponderEliminar

Leo todos vuestros comentarios con muchísima atención,
espero vuestras opiniones y sugerencias.
Susana

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...